sábado, mayo 27, 2006

Espejitos por Oro

El ser humano es, sin dudas, uno de los animales del globo terráqueo que con más facilidad puede tropezar dos veces con una misma piedra (y tres, y cuatro, y más...). Y, al igual que en muchos otros de aspecto negativo, la zoociedad dominicana no se queda atrás en ese renglón.

A la hora de almuerzo del día de hoy, me comenta mi padre que a un "pequeño" grupo de 270 mujeres dominicanas, las estafaron con la módica suma de tres mil doscientos euros, que al 40.71, que es la tasa actual según el Banco Central, son $130,272 c/u, o sea $35,173,400. ¿La finalidad del dinero? Conseguirles visa española, trabajo (obviamente de empresas fnatasmas) y el ticket aereo. Ya me imagino yo a un grupo en el aeropuerto, esperando un vuelo inexistente de Air France, y las frustaciones posteriores al saber que habían sido estafadas. Lo más duro del caso es que en el mismo aeropuerto apareció una persona que dijo ser funcionario de la embajada española (no se identificó y nadie sabe nada de ese señor), les cobró el dinero y se marchó sin dejar rastros.

Yo no sé cuántas veces ha ocurrido este tipo de estafa en el país, pero estoy seguro que no las puedo contar con los dedos de una mano.

Me imagino que deben haber altos funcionarios invlocurados en este tipo de crimen organizado. Pero considero que la mayor parte de la culpa la tienen los medios de comunicación, ya que este tipo de cosas deberían salir en la primera plana de todos los medios, para que la gente aprenda.

Lo que sí es cierto es que todavía somos indígenas, y que puede venir cualquier extranjero a cambiarnos espejitos por oro.

Vi la noticia en el Listín Diario, no pongo el link porque como es del día de hoy, ya mañana en esa dirección hay otra noticia y no sé cuál será la dirección...

3 Comentarios:

At 5:51 p. m., Blogger ~*~* Roxx ~*~*~ said...

Vi la noticia el viernes en la noche... en Clave , no me sorprendí mucho, porque si hay que buscar indios, el mejor lugar es Rep. Dom.

Todavía no entiendo como es que hay personas que de dejan engañar tan fácilmente por los ¨vivos¨ que andan en las calles.

Tengo entendido que ya hay personas apresadas por esto, vamos a ver que pasa.

Saludos!

 
At 12:53 a. m., Blogger Darío Martínez said...

Un ejemplo más de que Don Máximo Beras Goico tenía más razón querdiablo cuando sentenciaba: "¡Este es un país de gente bruta!" (y lo decía siempre con un sonoro énfasis en "bruta".

¡Carajo!

 
At 4:44 p. m., Blogger Sarah said...

Todavía hay gente que cree en esos cuentos, lamentablemente. Para otras cosas no tienen un centavo, para caer en esos ganchos, aparecen de donde sea.

 

Publicar un comentario

<< Home